Agromaials comercializa aceite de oliva virgen extra procedente de dos variedades de aceitunas: la arbequina y la verdal.

La oliva arbequina:

La variedad de aceite arbequina es la más extendida en Cataluña. Aguanta la sequía y el frío, y da frutos en menos tiempo que otras variedades. Hace aceitunas pequeñas, redondeadas, muy apreciadas en la mesa y que hacen un aceite de gran calidad. Actualmente, esta variedad está considerada como una de las mejores del mundo por sus excelentes cualidades organolépticas. Da al aceite un sabor afrutado, colores entre verdosos y amarillos, y un aroma que recuerda la manzana y la almendra.

La oliva verdal:

La producción del aceite a través de este tipo de oliva es muy apreciado tanto por su calidad, su regularidad, como por su alto rendimiento productivo. Los frutos que da son de tamaño grande, de forma ovoide y ligeramente asimétricos entre ellos. Se obtienen aceites con aromas que recuerdan a la hierba recién cortada, a la nuez cruda, aromas de frutas exóticas y frutas verdes, como por ejemplo, la alcachofa. Puede presentar una sensación final de almendra.